La Guardia Civil condecora a Chema Alonso

La Guardia Civil condecora a Chema Alonso

La Guardia Civil ha condecorado con su medalla blanca al hacker Chema Alonso, por su “colaboración” con el Instituto Armado.

Alonso, que fue fichado por Telefónica hace ahora un año, finalmente tuvo que hacer frente a un gran ataque informático la pasada semana. Posteriormente, en su blog, relativizó los daños provocados por los ciberdelincuentes, pese a que se vivieron horas críticas.

Desde que se detectó el ataque masivo del virus, los encargados de la gestión de crisis se pusieron las pilas. No hubo descanso. Fue un fin de semana frenético. Y en apenas unas horas, los especialistas del Centro Nacional de Inteligencia lograron poner a disposición la vacuna contra este virus.

Un virus que ha provocado cuantiosos daños económicos a nivel mundial pero, que ha demostrado el peligro de los delincuentes del siglo XXI.

Ese día, según explica el CCN, se tuvo constancia de un ciberataque tipo’ ransomware’ en Telefónica, compañía que, según los especialistas, reaccionó con reflejos y fue clave a la hora de hacer frente a esta crisis.

Ese mismo día, entre las 13.40 y las 16.30 el CCN-CERT difundió la primera alerta a su comunidad, de la que forman parte las estructuras estratégicas del Estado y la logística contra el cibercrimen de las grandes empresas del Estado. Y apenas cuatro horas después, los especialistas ya tenían en su poder un parche que reforzaba los ordenadores ante este ataque. A partir de ese momento, el CNI permitió en abierto descargarse este parche informático que permitía sortear este ataque.

Desde entonces, no hace aún ni una semana, han sido ya más de 50.000 las descargas que se han producido de esta vacuna informática del CNI. Pero a día de hoy, según explican fuentes del centro, el número de descargas sigue siendo muy alto: 100 descargas de la vacuna cada hora. Y el ritmo no baja. Según estas fuentes, el parche ha sido utilizado también por el Gobierno belga para inmunizar a sus equipos de los servicios esenciales, fundamentalmente del Ministerio del Interior.

Y, cómo no, el elemento corrector también ha sido esencial en gran parte de las empresas españolas, grandes, medianas y pequeñas. El trabajo ha sido costoso en horas, explican los técnicos, pero insisten en que la incidencia en la Administración central del Estado ha sido prácticamente nula. Recuerdan que la progresión de ataques con ‘ransomware’ es tremenda. En 2015 se detectaron 427 incidentes y en 2016, se llegó a los 2.030.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>