Se han realizado pruebas en un elevado número de los equipos informáticos que se encuentran en el mercado y el resultado ha sido positivo.